Cómo cuidar la hendidura de su hijo

Las hendiduras no son un problema exclusivo de la infancia. Cuando una hendidura no es atendida con cuidado, la estructura dental y el habla pueden afectarse hasta entrada la adultez. Pero, con cuidado atento y tratamiento, su hijo puede superar la condición con éxito.

¿Qué es una hendidura?

La hendidura ocurre cuando los labios o el paladar no se juntan durante el desarrollo en el vientre materno. Un defecto de nacimiento que afecta más de 4,400 bebés en los Estados Unidos cada año, de acuerdo a los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades, la hendidura deja una abertura que puede causar problemas de los dientes y del habla. Aunque un paladar hendido es menos obvio que un labio hendido, puede causar un número mayor de problemas dentales porque afecta la posición, forma y número de dientes que el niño desarrolla.

¿Cómo las hendiduras afectan el desarrollo de su hijo?

Ya que las hendiduras alteran la forma de la boca de un bebé, el desarrollo de su hijo puede ser más complicado que el de bebés sin hendiduras. Específicamente, las hendiduras pueden causar problemas con:

Baby Baby Baby

  • La lactancia. Si la abertura del paladar o del labio es particularmente grande, los bebés pueden tener problemas enganchándose.

  • Las caries. Los niños con paladares hendidos son más propensos a tener arcos dentarios estrechos, lo cual significa que los dientes tienen menos espacio para crecer y se amontonan. Esto puede hacer difícil el acceso a todas las superficies de los dientes al cepillarse. Además, los bebés con hendiduras podrían ser más propensos a tener un exceso de bacterias que causan caries, de acuerdo a evidencia reciente que sugiere una conexión entre las hendiduras y los problemas de las glándulas salivares.

  • Desarrollo dental. Su hijo podría requerir cirugía bucal o tratamientos de ortodoncia si la hendidura afecta el tamaño, forma, posición o número de dientes.

  • Habla. Los niños con hendiduras normalmente sufren de atrasos del lenguaje o del habla debido a la forma de sus cavidades bucales.

  •  

    ¿Cómo se tratan las hendiduras?

    El tratamiento exitoso del labio o paladar hendido hace mucho más que modificar la apariencia de la cara del niño. También mejora el desarrollo del habla y el lenguaje, la habilidad de comer y hablar y la estructura de la cavidad bucal y los dientes. Cuando se trata con éxito, los niños pueden continuar con una vida saludable.

    Las cirugías para cerrar y reparar las hendiduras normalmente se hacen antes de que el niño cumpla un año, luego de los dos años y hasta llegar a la adolescencia se hacen cirugías de seguimiento para mejorar el habla y la apariencia general. El tratamiento podría requerir un equipo de expertos, que incluya cirujanos; dentistas; doctores del oído, nariz y garganta; terapistas del habla y otros profesionales médicos.

    El alcance del tratamiento de su hijo normalmente depende de la severidad y el tamaño de la hendidura y de cualquier complicación que pueda surgir durante la primera cirugía. A medida que su hijo se desarrolla, se podrían necesitar tratamientos adicionales, como por ejemplo:

    • Terapia del habla mejora la comunicación y las técnicas de sonido.

    • Coronas y puentes restauran dientes que falten o estén mal formados.

    • Correctores dentales y otros tratamientos de ortodoncia realinean los dientes.

    • Aparatos ortopédicos corrigen el crecimiento de la quijada.

    • Prótesis oral reconstruye la cavidad bucal.

     

    Baby Baby Baby

    ¿Cuál es el mejor método de limpiar y cuidar las hendiduras?

    Al igual que otros niños, los niños que nacen con hendiduras necesitan una higiene dental apropiada. Pero cuando un niño tiene una hendidura, podría ser más difícil. Tan pronto como aparezcan los primeros dientes de su hijo, use un cepillo de dientes con cerdas suaves y agua para limpiar los dientes. Pero si la forma de la boca o dientes de su hijo es más difícil de limpiar, intente usar un ¨Toothette¨, el cual es una esponja suave con enjuagador bucal que se usa para limpiar delicadamente los dientes.

    También, asegúrese de consultar un dentista antes del primer cumpleaños de su hijo. Si es posible, intente encontrar un profesional que esté familiarizado con los dientes faltantes, mal alineados o formados a causa de hendiduras. Pregunte si su dentista de la familia tiene experiencia con hendiduras, o trate de ponerse en contacto con organizaciones como la Asociación americana craneofacial de hendidura palatal (American Cleft-Palate Craniofacial Association, en inglés) para encontrar un profesional dental con experiencia.

    11476-6 SummerCamp-BoysTent-376x234.jpg
    11476-6 History-376x234_new.jpg
    11476-6 ReadersAsk-376x234.jpg